Viaje al paraíso (Ticket to Paradise) – Crítica – Julia Roberts y George Clooney son lo mejor de una comedia romántica que ya hemos visto todos

Sabía a lo que venía, y seamos sinceros, vosotros también. Y es que ‘Viaje al paraíso (Ticket to Paradise)’ no engaña a nadie, siendo la típica (que no clásica, porque no merece dicho calificativo) comedia romántica que hemos visto millones de veces, que no se esfuerza lo más mínimo, sabiendo cómo va a acabar desde el minuto uno, y que lo apuesta todo a sus dos protagonistas. En esta ocasión han contado con Julia Roberts (la reina de la comedia, y todavía ostenta ese título) y George Clooney (el galán por antonomasia), siendo una apuesta ganadora, ya que ambos son lo mejor de la cinta, algo que se veía venir de lejos. Pero cabe preguntarse, ¿aparte de ellos dos, hay algo rescatable en esta comedia diseñada para el gran público? Si nos ponemos generosos os diría que Bali luce fabulosa, pero la respuesta es un rotundo no.

El director ve beneficiada su labor tras las cámaras por el entorno paradisiaco de Bali, con un trabajo nada memorable y que podría haber hecho cualquier otro. Es obvio que no encontraremos grandes alardes técnicos en una propuesta de estas características, por lo que mejor pasar al guion. O quizás no, porque éste también hace gala de una pereza monumental, no arriesgando con un humor inofensivo y bobalicón (se echa en falta más mala leche) que nos confirma que estamos ante una comedia de usar y tirar, que no tiene nada nuevo que ofrecer, y que amaran los que estén familiarizados o disfruten de este tipo de productos, pero que hoy en día sólo pueden calificarse de rudimentarios y poco inspirados. Sí, está todo inventado, pero tampoco me entregues un copia y pega con portada bonita…

Es curioso que se haya vendido como una comedia clásica de las que ya no se hacen, y que tanto furor causaron en los 90, pero yo creo que en aquella maravillosa década (me peleo con quien diga lo contrario, que ya sois unos cuantos, malditos vinagres…) surgieron comedias espléndidas y que sí tenían algo que ofrecer (daría ejemplos, pero no acabaríamos nunca, aunque si queréis uno, os digo ‘La boda de mi mejor amigo’). No es el caso de ‘Viaje al paraíso‘, siendo una película floja y que está totalmente destripada en su revelador tráiler (puede servir como resumen, ya que ninguna sorpresa encontraréis en esta insulsa producción).

Ojo, tampoco creo que sea un desastre, porque en la sala había bastantes espectadores pasándoselo en grande (las risas lo confirman), y al final estamos ante un producto inofensivo y que no engaña a nadie, aunque para un servidor las buenas intenciones no sean suficientes. Es decir, si no estás exigente y sabes a lo que vienes, seguramente saldrás con una sonrisa del cine, pero en caso contrario, vas a pensar que te han tomado el pelo. La información es poder, y aunque han jugado con la nostalgia, tampoco la van a presentar en la temporada de premios.

Y bueno, como ya digo, sin Roberts y Clooney esto sería un absoluto desastre, siendo dos fichajes de lujo. Ambos se lo pasan en grande con sus tópicos personajes (bueno, también son los productores del film, así que se entiende), confirmando que son dos monstruos de la interpretación y que es posible que tengan hambre de más acercamientos a un género que les dio la espalda demasiado pronto, especialmente a Roberts (Clooney tiene otras aspiraciones artísticas, es decir, independientes). Y sí, ambos tienen una química brutal y están impecables defendiendo unos personajes que en otras manos podrían haber caído en el más absoluto de los ridículos, pero ellos son dos maestros en lo suyo, ganándose cada dólar que hayan cobrado. Como son los productores, espero que hayan sido generosos con ellos mismos, porque sin ellos no habría película.

En conclusión, ‘Viaje al paraíso‘ es tal cual lo que parece, siendo un pasatiempo efímero (se olvida tan rápido como se ve) que seguramente encandilará al público más maduro, ya que está exclusivamente diseñado para ellos (si sois jovenzuelos, ni os acerquéis…), con la esperanza de aprovechar el factor nostalgia y hacerles recordar que hubo tiempos mejores en los que se hacían comedias divertidas y memorables. Desgraciadamente, ‘Viaje al paraíso’ no es una de ellas, consiguiendo el efecto contrario, ya que nos recuerda porqué el género de la comedia romántica ha muerto. Una oportunidad perdida de resucitarlo, aunque Clooney y Roberts estén tan geniales como siempre. Todo no se puede tener.

Crítica en vídeo:

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: