Centauria (Centaurworld) – Serie Netflix – Una hilarante y simpática propuesta animada que no está a la altura de sus brillantes personajes y sus maravillosas canciones

El hecho de que Centauria (Centaurworld) fuese un nuevo estreno de Netflix, me hacía desconfiar, pero las favorables críticas cosechadas por la serie me han animado a darle una oportunidad. De hecho, si me he enterado de su existencia ha sido por las mismas, porque Netflix, una vez más, ha estrenado una de sus producciones por la puerta de atrás y sin apenas promoción, siendo algo curioso, ya que estamos ante una simpática propuesta que, si bien tiene sus fallos y nos es perfecta, está muy por encima de producciones mucho más ruidosas y cacareadas. Pero como siempre, esa es otra historia.

Centrándonos en el producto que nos ocupa, sin lugar a dudas estamos ante una serie extraña, que arriesga pero que quizás exija demasiado al espectador, seguramente espantando a la mayoría de ellos si deciden acercarse a ella. No es una serie de fácil digestión, desde luego, siendo una de esas clásicas propuestas de ‘o lo tomas o lo dejas’. No obstante, si aceptas las reglas del juego seguramente salgas fascinado con su colorido, sus maravillosas canciones y su humor desternillante. Eso sí, si no te convence el primer episodio… ¡Huye!

La animación es tan sencilla como acertada, con unos diseños de personajes indescriptible (algunos incluso nos obligan a hacernos preguntas) y un mundo de fantasía tan colorido, que seguramente cause rechazo a los que no estén acostumbrados a este tipo de producciones. Es posible que esos diseños tan simplones y vistosos lleven a engaño a los espectadores que quieran acercarse a ella, ya que no es una serie dirigida exclusivamente a cierto sector del público, siendo mucho más inteligente e irónica de lo que parece a primera vista. Vamos, que es posible que los niños no la entiendan (su humor es demasiado surrealista) y que los adultos la abracen sin remordimientos.

‘A la izquierda Wammawink, uno de los mejores personajes del año. A la derecha la protagonista, que funciona pero no está a la altura de ninguno de los secundarios’

En cuanto a la historia, se trata de una aventura que ya hemos visto todos y que recorre todos los lugares comunes habidos y por haber, destacando la serie por sus hilarantes personajes, por su desternillante humor y por sus maravillosas canciones, más que que por la trama en sí, que todos sabemos cómo acabará desde el minuto uno. Trama que, por cierto, finaliza con la puerta abierta a una segunda temporada, que conociendo a Netflix como lo conozco, seguramente acabe en cancelación, sin saber como continua la historia, entre otras cosas porque poco o nada se está hablando de esta interesante serie, y eso siempre es mal presagio.

Por esta fantasía se pasean una serie de personajes que se autodefinen como “intensitos” (lo son), pero a los que es imposible no adorar a los dos minutos (creo que pocas veces estuvo tan justificada un a colección de Funko Pop, si es que los sacan a la venta). De entre todos ellos, y aunque cueste escoger entre tanto inclasificable sujeto, la magnífica Wammawink se lleva la palma, en una combinación de extravagancia y corazón a la que es imposible resistirse, siendo uno de los mejores personajes del año, que se dice pronto.

Por supuesto, estamos ante la clásica situación en las que los fascinante secundarios superan con creces al personaje principal, que aunque funciona y sirve de perfecto contrapunto de éstos (ya sabéis, el clásico “raciocinio vs. demencia”), no está a la misma altura ni por asomo. Y es que la búsqueda desesperada del jinete por parte de la protagonista nos deja de interesar al segundo episodio, eclipsada por las bromas de sus inclasificables compañeros de viaje, Creo que ese es el gran problema de la serie, no interesando todo de la misma forma. Quizás deberían haber potenciado algunos aspectos de la trama o haberse centrado en según que personajes, porque no todo funciona al mismo nivel, habiendo elementos mucho más inspirados que otros.

‘La serie ofrece un alocado humor de “lo tomas o lo dejas”‘

Imposible obviar el apartado musical, con unas canciones que poco o nada tienen que envidiar a los de la todopoderosa Disney. Lo sé, son palabras mayores, pero comprobadlo por vosotros mismos (atención a la tétrica canción del penúltimo episodio). Lo que es seguro es que el componente musical eleva el conjunto, siendo de lo mejor de la producción, con unas fabulosas canciones que jamás desentonan, y que contienen una sabía mezcla de mensaje y humor. Una delicia, estando seguro de que si no llega a ser una propuesta musical, el resultado no sería el mismo.

Creo que lo que impide alcanzar la excelencia (o algo muy cercano) a la serie, es el hecho de ser un tanto irregular y no tener las cosas demasiado claras, con unos personajes que atrapan, pero una trama que no. Mentiría negase que no me he tomado mi tiempo en finalizarla (de ahí que haya tardado en reseñarla), quedándome la sensación de que se podría haber contado lo mismo en cinco o seis episodios (son diez…). A pesar de ello, no deja de ser una simpática y atrevida serie animada que al menos se esfuerza en ofrecer algo diferente, además de regalarnos un repertorio de canciones y personajes que quedan en el recuerdo, siendo ambos elementos tan brillantes, que queda la agridulce sensación de que la historia no está a la altura de ninguno de ellos.

Dicho esto, la recomiendo, pero recuerda, si no sales satisfecho con el primer episodio… ¡Huye! Que por cierto, esa es justa la reacción de la protagonista en cuanto conoce a los alocados personajes. Y mucho me temo que algunos espectadores la acompañarán. Esperando (no con demasiadas ganas, lo confieso) una hipotética segunda entrega, aunque algo me dice que hemos asistido al final de esta historia. Si es es el caso, hasta siempre, Centauria.

Crítica en vídeo:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: