On the Rocks – Crítica – Lo nuevo de Sofia Coppola es un trabajo conformista en que el sólo destacan sus dos protagonistas

On the Rocks es la nueva película de Sofia Coppola, directora que estuvo en lo más alto hace casi dos décadas, gracias a trabajos como la sobrevalorada Lost in Traslation, que todavía me pregunto cómo pudo encandilar de esa forma a crítica y público, hasta el punto de ser considerada hoy en día un clásico de culto. Desde entonces, la carrera de la hija del mítico Francis Ford Coppola no ha vuelto a ser la misma, con trabajos que han pasado sin pena ni gloria, quizás debido a las altas expectativas depositadas en ella. Ahora le toca el turno a su última comedia, exclusiva de Apple y que ha cosechado buenas críticas, a pesar de haber pasado totalmente desapercibida en un año tan lamentable como 2020.

A pesar de no ser admirador de la cineasta, me he acercado al film sin prejuicios de ningún tipo, encontrándome con un trabajo conformista, seguramente de encargo, y en el que solamente destacan sus dos protagonistas, con un reparto entregado a la causa. Fuera de eso, poco hay a destacar en una película que supone una más y no tiene los suficientes elementos para asegurar que la experiencia haya merecido la pena, entendiéndose porqué han hablado tan poco de ella a pesar de haberse estrenado en el ecuador de este año.

La dirección de Coppola cumple, pero no va más allá, en un trabajo más rudimentario de lo esperado. Y es que creo que la cineasta ha preferido obviar su particular toque intimista (que convertía a Lost in Translation en una experiencia soporífera), ofreciendo una obra más comercial de lo que pretende ser. La verdad es que, a pesar de que hay pasajes con su sello de identidad, me dices que es de otra directora y me lo creo. No hay garra ni chispa en el conjunto, aunque se agradecen sus ajustados noventa minutos de duración, logrando que la cinta no se haga pesada en ningún momento.

El guion también es cortesía de Sofia, y se puede decir prácticamente lo mismo que en su labor tras las cámaras, a pesar de unos inspirados diálogos y unos personajes interesantes y con algo qué decir (en especial el de Murray), aunque la trama central no está a la altura de las circunstancias, con un final que te deja la sensación de ser una propuesta insustancial y que no va a ninguna parte, la cual ya hemos visto todos y sin aportar nada nuevo al panorama cinematográfico actual.

Respecto al reparto, tenemos a un Bill Murray haciendo de Bill Murray, esto es, pasándoselo en grande con un personaje a su medida, tan hilarante y encantador como insufrible y cretino, siendo un secundario de lujo. Porque sí, la gran protagonista de la función es su compañera Rashida Jones (vista en The Office o en Te quiero, tío), la cual da el contrapunto perfecto a las locuras del bueno de Bill (ojo a sus respuestas al evidente machismo del padre), en una relación padre e hija que funciona y deja con ganas de más.

Lástima que el resto de elementos no estén a la altura de las circunstancias, porque con otro argumento más elaborado la cosa podría haber sido mucho mejor. Y por favor, más comedias y papeles protagónicos para Jones, que tiene tablas de sobra y da la sensación de que Hollywood la está desaprovechando. Por otro lado, imposible obviar a mi querido Marlon Wayans, actor cómico que aquí está más comedido, demostrando que tiene más registros de los habituales y cumpliendo a la perfección su rol de supuesto marido perfecto.

En conclusión, estamos ante una comedia con aire independiente, pero que es más comercial y rudimentaria de lo que pretende, siendo un trabajo menor que ha pasado totalmente desapercibido, ya que no hay nada en ella (aparte del reparto y algunos diálogos) que la haga destacar. Cierto es que la película se deja ver y tiene sus momentos, pero al final deja la sensación inequívoca de ser un viaje ligero y sin turbulencias, pero que tampoco pasa nada si te lo pierdes, siendo una más. Tan simpática como olvidable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: