La peste – Temporada 2 – Crítica – La serie regresa más tibia y menos interesante

peste-2_10

En 2017 nos llegó, de la mano de Movistar+ y Alberto Rodríguez (director de la estupenda La isla mínima) La Peste, una serie de época sobre unos crímenes conectados entre sí, con un reparto fascinante (con un sorprendente Paco León a la cabeza), un guion estudiado y una dirección técnicamente impecable.

Quizás se le podía achacar un ritmo algo lento y que era demasiado densa, pero el resto de elementos nombrados hacían que quedase un gusto satisfactorio, siendo una producción que nada tenía que envidiar a películas de gran presupuesto, y donde se notaba cada euro invertido en esa Sevilla del siglo XVI.

Dos años después volvemos al mismo escenario, con algunos personajes ya conocidos y otros completamente nuevos, y con una trama relacionada con el hampa y las prostitutas. Esto último ya supone una decepción para un servidor, ya que es un cambio de registro demasiado grande, porque prefería la investigación de crímenes que no un thriller policial sobre la mafia de Sevilla. Pero eso es a gusto del consumidor.

alberto-rodriguez-la-peste.jpg

Debo confirmar que solamente he visto el primer episodio y que quizás es pronto para juzgar la nueva propuesta (son seis episodios, de nuevo), pero actualizaré la entrada una vez finalice esta segunda entrega.

Respecto a la dirección, nada que objetar, ya que todo luce de forma espléndida, ya sean las calles de una Sevilla pobre y oscura, o paisajes del nuevo Mundo, que aún siendo digitales, lucen estupendamente. Se nota la mano maestra de Rodríguez. Una delicia.

En cuanto al guion, volvemos a apreciar la densidad y lentitud en los diálogos y situaciones, pero perdiendo parte del interés de la anterior temporada, cuyo piloto era maravilloso. Aquí la trama no engancha de la misma forma y hay movimientos algo predecibles, pero espero que nos encontremos con algunas sorpresas en los capítulos restantes.

1__phYxFsqXKtSM9ZihcJtMQ.jpeg

En lo que respecta a los personajes y reparto, se echa en falta (y mucho) a Paco León. En su lugar introducen un nuevo personaje, que es cierto que es intrigante, pero algo me dice que no estará al mismo nivel del de aquel. También regresan viejos conocidos, como el gran protagonista, que vuelve a transmitir carisma, y otros secundarios de la anterior entrega, los cuales ganan mucho protagonismo.

En conclusión, estamos ante un primer episodio que no está a la altura del piloto de la primera temporada y que no dice mucho, a pesar de la excelente dirección y ambientación y al solvente reparto. Veremos en qué queda todo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: