Timadoras compulsivas – Crítica – Una comedia sin gracia que desaprovecha a sus dos protagonistas

portada.jpg

Nunca le suelo decir que no a una comedia, y menos con un reparto semejante, pero también es cierto que vivimos una época con saturación de películas de este estilo, y que no todas tienen unas cuotas de calidad mínimamente exigibles en un producto de estas  características. Lamentablemente, con el film que nos ocupa, sucede esto último.

La crítica la masacró sin piedad y fue un fracaso en USA (donde últimamente no perdonan una y se ahorran el dinero sin ver productos que antaño habrían amasado millones, siendo un año feroz), y un éxito moderado mundialmente, aunque habría que saber presupuesto para saber si habrá beneficios (me temo que no).

Una vez vista puedo confirmar que estamos ante una comedia que prometía demasiado y que se queda en tierra de nadie, gracias a una trama insulsa y que desaprovecha todos sus elementos, sobre todo a sus dos actrices principales.

fotonoticia_20190510113101_640.jpg

De la dirección poco se puede destacar, pero se puede decir que cumple, sin más. El guion es otra historia, nunca mejor dicho. Se trata de un remake, con dos personajes que poco tienen que ver el uno con el otro, haciendo que se enfrenten y compitan entre ellas, generando una serie de situaciones que se supone deben hacer gracia.

Todo está ya muy visto y los tópicos campan a sus anchas, sin que las dos pobres actrices puedan levantar una película fallida a todas luces. Anne Hathaway es una gran actriz pero con un pésimo ojo para escoger proyectos (revisar su filmografía, por si se tiene curiosidad) y cuyo talento se ve desaprovechado en cada nueva tontería que interpreta, como es el caso. Aquí hace lo que puede y tiene unos registros interesantes, pero no es suficiente.

Lo mismo se puede decir de Rebel Wilson (una de esas actrices que tomas o dejas, y yo me decanto por lo primero), gran comediante que se esfuerza en ofrecer un papel divertido pero cuyo guion no la ayuda demasiado. Dos grandes actrices más que desperdiciadas.

En conclusión, estamos ante una comedia sin gracia, insulsa y sin una trama bien estructurada, tópica como ella sola y totalmente prescindible. Es tan sosa y perezosa que la habrás olvidado en apenas minutos. Una pena, porque tenía potencial.

portada

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: