Bojack Horseman – Temporada 1 a 5 – Crítica (Sin Spoilers) – Una serie sobre la depresión difícil de digerir

bojack-horseman.jpg

Buenas a todos.

Por fin he visionado las cinco temporadas de la serie de Netflix “Bojack Horseman” (la última temporada de reciente estreno en la plataforma). Y por lo tanto, os puedo traer mi opinión sobre está tragicomedia (aunque diría más bien drama) de animación para adultos, tan original como compleja, y, desde luego, no apta para todos los paladares.

Es una serie muy aplaudida por la crítica (a estos les dan depresión, desgracias y oscuridad, y se relamen…) y popular entre la gente (aunque nunca al nivel de otras como “Rick y Morty”, de la cual, en algún momento, también os traeré crítica), sobre un caballo actor que vivió tiempos mejores cuando triunfaba en los noventa con una popular serie familiar. Obviamente, el éxito no lo es todo y nuestro protagonista no es feliz.

Lo que viene a continuación es una mezcla (tan fresca como extraña) de humor hilarante y absurdo con reflexión, soledad y sentimientos que solo los más pacientes y avispados entenderán. Ojo, sobra decir que esta serie no es para niños (y aplaudo ese auge de series para adultos de dibujos que están habiendo en los últimos años).

1507195272_293520_1507206177_noticia_normal

Como en todas las series, hay temporadas mejores que otras, y capítulos mejores que otros. Por ejemplo, hay capítulos muy buenos y otros aburridos (para un servidor, conviene recordarlo), y temporadas frescas y divertidas (como las primeras), y otras más profundas/reflexivas y menos logradas, como la última, que es, de lejos, la peor. Pero vayamos por partes.

La animación de la serie es simple, sin más, pero en una serie de estas características lo que interesa es el guion. Pues hay capítulos brillantes y otros no tanto. Discrepo con los que dicen que estamos ante una obra maestra o una maravilla de serie, sobretodo, por ciertos episodios. Sinceramente, me lo paso mejor con los capítulos (y momentos) de comedia alocada y sin frenos, que cuando la serie se pone reflexiva y nos quiere mandar un mensaje sobre el éxito, la fama, la depresión o las drogas. A gusto del consumidor, supongo.

En cuanto a los personajes, el protagonista, Bojack (un caballo depresivo), está cargado de matices y tiene muy mala baba, pero no es el mejor (y eso de que no evolucione por fin en cinco temporadas…). Los mejores personajes (y para un servidor, la clave de la serie y los que la mantienen a flote) son dos: Todd Chavez y Mr.Peanutbutter. Ambos son increíbles y cuando hablo de humor alocado y absurdo me refiero a ellos. Cada vez que aparecen en pantalla la serie mejora, y mucho.

episode-12-halloween-in-january.png

Tampoco me quiero olvidar del excelente personaje de Princess Carolyn, cuyas tramas a veces superan en interés y entretenimiento a las del protagonista. Un personaje muy bien desarrollado y al que enseguida coges cariño. Merecería una serie para ella sola.

Pero por otro lado, también se pasea por ahí uno de los personajes más sosos, aburridos, prescindibles y mal desarrollados de la televisión. Y no, no me refiero a Nikki y Paulo de “Perdidos (Lost)”, me refiero a Diane. Entiendo que han puesto este personaje serio para intentar dar madurez y raciocinio a la serie, pero es que es salir ella, y dan ganas de apagar el televisor. Mira sí es prescindible, que hay temporadas que no saben muy bien que hacer con ella, y sus tramas son pobres y aburridas. Lo peor de la serie, de lejos (y es pura ciencia-ficción que varios personajes beban los vientos por ella… la verdad).

Por ahí también se pasean una serie de personajes secundarios y “cameos” a cada cual más hilarante, y que aportan frescura a la serie, aunque hay algunos (intereses románticos del protagonista, sobre todo), que tampoco están bien desarrollados.

sextina_diane.jpg

Como ya digo, es una serie que tiene sus pros (algunos personajes secundarios, algunos toques de humor, lo absurdo de algunas situaciones, algún giro argumental bien construido…) y sus contras (demasiado drama en las últimas temporadas, Diane, la perdida de frescura temporada tras temporada, Diane, personajes que vienen y van sin aportar nada, Diane, algunas decisiones cuestionables, Diane…).

Y como ya he indicado, esta última temporada, la quinta, ha sido la más floja, resolviendo tramas con prisas (tema de la madre) y con una trama principal que la verdad es que prometía mucho más. Una pena, pero si este va a ser el nivel, mejor dejarlo cuando aún se puede. Y ojo, esta es mi opinión, que a los críticos les sigue encantando…

Ya se ha anunciado sexta temporada, y uno se pregunta si es necesario o qué más nos tienen que contar. Obviamente, la visionaré, pero más por curiosidad que por ganas de entretenerme, porque, como ya digo, es una serie difícil, y a veces, sin rumbo. Eso sí, lo que nadie puede cuestionarle, es que es una serie única, atrevida y diferente. Y quizás, sólo por eso, merezca la pena.

maxresdefault-8.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: